El pterigión es una patología que ocurre por degeneración dela conjuntiva como consecuencia generalmente de la exposición al sol ( Luz ultravioleta), entre otros factores. A simple vista se aprecia como una “carnosidad” que genera molestias, sensación de cuerpo extraño , ojo rojo y en ocasiones puede llegar a afectar la visión .

La pinguécula es la forma  de presentación inicial de cambios en el tejido conjuntival que posteriormente por su crecimiento puede llegar a convertirse en un pterigión.

ANTES

DESPUES

DESPUÉS

PTERIGION-3

Pterigion Bilateral

El tratamiento del pterigión / pingúecula en sus fases iniciales consiste en lubricantes oculares y anti-inflamatorios tópicos, pero cuando aumentan de tamaño, persisten los síntomas, imposibilita el uso de lentes de contacto o en casos previos a cirugía refractiva,  se hace necesaria la intervención quirúrgica .

La cirugía del pterigión ha  evolucionando y hoy en dia se realiza con técnicas que  ofrecen muy bajas tasas de recidiva. La técnica quirúrgica depende del cirujano, de la edad del paciente, tipo de pterigión, pero en general, la mejor técnica es aquella en la que se realiza un autoinjerto del propio tejido del paciente para cubrir el sitio donde se ha quitado el pterigion .

La cirugía puede realizarse con suturas que se retiran aproximadamente 10 dias después o con  pegamento biológico ( Tissucol), evitando el uso de suturas y su posterior remoción , además el uso de pegamneto aminora de forma significativa las molestias postoperatorias facilitando la incorporación a las actividades cotidianas.